Música: Maestra de los valores

La música es un recurso educativo que permite aprender de forma divertida y creativa, es un gran recurso para que tu hijo asimile mejor los conocimientos que recibe día a día y puede llegar a ser una opción sanadora que facilita la comunicación y el aprendizaje, por medio de prácticas como la musicoterapia. ¿Quieres saber más? Sigue leyendo nuestro artículo y entérate de todos sus beneficios.

Esta provoca un sinnúmero de efectos positivos en los niños: ayuda a su crecimiento intelectual, ya que genera gran cantidad de actividad neuronal, favorece su capacidad de escucha y de expresión, estimula su creatividad e imaginación, refuerza su lenguaje, entre otros factores más. Asimismo, estimula el cerebro generando una gran actividad interna.

También puedes leer: Conoce el valor de la creatividad para tu hijo

Entre los efectos positivos de la música en los niños, podemos enumerar:

  • Aumento de la memoria, la atención y la concentración.
  • Mejora la fluidez de expresión.
  • Mayor facilidad para la resolución de problemas.
  • Estimulación de la imaginación y la creatividad.
  • Refuerzo del lenguaje.
  • Desarrollo del equilibrio, los sentidos y los músculos.
  • Enriquecimiento del intelecto.
  • Aumento de la sociabilidad.
  • Mayor control de los estados de ánimo.
  • Implantación de rutinas.
  • Aumento de la autoestima.
  • Mejora de la salud.

La música, elegida a conciencia, nos transmite distintas emociones y nos conecta con otras culturas por lo que es importante que tanto padres como maestros escojamos música con contenidos positivos, especialmente para nuestros hijos de 0 a 6 años, etapa de su vida en la que forman definitivamente las bases de su personalidad y sus creencias.

A partir de los 6 años empiezan incluso a crear sus propias letras musicales para recordar información y enriquecer su vocabulario. Teniendo en cuenta que las canciones expresan siempre unos determinados valores y sentimientos, debemos escoger temas apropiados, los cuales nos ayudan a fomentar en los niños aspectos y valores fundamentales en su vida, además de que les pueda enseñar otro idioma. Es decir, que la música sea una aliada en la educación.

(Puedes leer: ¿Por qué es importante afianzar un segundo idioma desde la primera infancia?)

Música, maestra de los valores

En el Gimnasio los Andes creemos en las diversas virtudes de la musicoterapia por lo que está presente en nuestras aulas. Estamos seguros de que puede acompañar el proceso educativo como canalizadora de energías y como aprendizaje creativo.

Conoce ahora cómo desarrollar la creatividad en los niños.

Es aconsejable utilizar la música como complemento de fondo de cualquier otra actividad que realicen los niños ya sea en el aula escolar o en el hogar, lo que contribuye a generar un ambiente agradable, y al escucharla de manera pasiva sus efectos positivos repercuten en su bienestar, estado de ánimo, sus sentimientos y su forma de actuar. ¿Lo has probado?

La música: Recurso Pedagógico

La música, como recurso pedagógico, enriquece la formación integral del niño no solo por su aspecto formativo, sino también por su beneficio en el sano desarrollo del niño en distintas edades, así como de su personalidad. Según estudios realizados, entre las ventajas más significativas de la música está el desarrollo del aspecto intelectual, socio afectivo, psicomotor, el de crecimiento personal y la formación de hábitos.

Puedes leer: ¿Por qué crear hábitos y rutinas en familia?

En el aspecto intelectual, se considera que la música desarrolla una relación apropiada con el organismo (autoestima), permite la improvisación de respuestas creativas a situaciones imprevistas; favorece la atención, además de la observación, concentración, memorización y experimentación.

Igualmente, influye positivamente en el conocimiento y percepción de conceptos globales como tiempo y espacio, y parciales como alto-bajo suave-fuerte, claro-oscuro, gordo-flaco, largo-corto. En el lenguaje y desarrollo del cálculo también aporta su granito de arena, así como en la agilidad mental y en la creatividad. La música también ayuda al conocimiento de sí mismo y al pensamiento crítico gracias a la diversidad que existe para escoger las canciones indicadas.

En la formación en valores, la música sirve como indicador de las capacidades creativas de los niños y les da seguridad en sí mismos. Produce gusto y satisfacción en tu hijo, despierta su observación y aceptación de todo cuanto lo rodea.

Asimismo, representa una ventaja para la integración grupal al ser un facilitador para el relacionamiento infantil ya que permite el compartir cantando y tocando instrumentos lo que refuerza, a su vez, la noción de trabajo cooperativo y otros indicadores de buena convivencia como el respeto a la diversidad y el trabajo en equipo.

Conoce 5 dinámicas para que tu hijo aprenda a trabajar en equipo

La música condiciona el cuerpo al desarrollar la psicomotricidad. En cuanto a la mente fomenta la capacidad asociativa, promueve la libertad, alivia el temor y la timidez, canaliza la agresión, aporta a la voluntad y el autocontrol, enseña a tomar decisiones y da una visión del mundo.

La música es entonces una maestra de los valores, de la inteligencia emocional de nuestros niños y de nosotros como adultos. Una terapia para hacer en familia.

También puede leer: 4 actividades para fortalecer la educación en valores

La música condiciona el cuerpo al desarrollar la psicomotricidad. En cuanto a la mente fomenta la capacidad asociativa, promueve la libertad, alivia el temor y la timidez, canaliza la agresión, aporta a la voluntad y el autocontrol, enseña a tomar decisiones y da una visión del mundo.

La música es entonces una maestra de los valores, de la inteligencia emocional de nuestros niños y de nosotros como adultos. Una terapia para hacer en familia.

También puede leer: 4 actividades para fortalecer la educación en valores